Combinar lo teórico con lo práctico, para lograr una formación integral de los alumnos de la enseñanza técnico-profesional en el país, es una de los objetivos de las aulas anexas.

En el politécnico “Juan  Manuel Ameijeiras” del municipio Amancio para el presente curso escolar se ha diseñado el funcionamiento de 24 de ellas en las distintas especialidades que se cursan en el centro.

Andrés Ramírez Torres, subdirector de Formación Laboral en la institución encargada de la preparación de la fuerza técnica y obreros calificados en la localidad, explicó que en estos momentos funcionan 3, una en  la dirección de Comercio y Gastronomía, y las dos restantes en las industrias azucarera y ligera.

Ramírez Torres significó la importancia de estas aulas que se encargan de complementar el aprendizaje de los alumnos, además de la motivación que logran las clases pues los estudiantes se enfrentan desde bien temprano a las interioridades de las profesiones que escogieron.

No obstante que se ha logrado avanzar aún existen algunas dificultades,  no todas las entidades cumplen con lo establecido en los convenios ni le brindan la importancia que ameritan las aulas anexas, y reconoció que la enseñanza como rectora de la actividad que debe brindar una mayor atención a esta componente indispensable del proceso de enseñanza y aprendizaje.

Lisdanis Fernández Savón y Maria de los Ángeles Fajardo Carrazana, alumnas del primer año de la especialidad Confecciones Textiles en el, apuntaron que durante las clases han podido consolidar lo aprendido de forma teórica y las adiestrado en el manejo de las maquinas, han conocido sobre los tejidos, el hilo, así como han realizado la confección de cuellos, bolsillos, alfombras, y manteles.

Las aulas anexas es una vía para la formación del profesional y a la adquisición de habilidades en las que los estudiantes se vinculan y preparan en la labor que desempeñaran en sus futuros oficios.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar