Abril llega con la tierna risa de un niño para celebrar y agradecer la idea de Vilma Espin y Fidel Castro, de crear instituciones que se encargaran del cuidado, y la enseñanza de los pequeños de madres trabajadoras.

A la vuelta de 54 almanaques las familias amancieras agradecen contar con dos centros de este tipo donde se forman los hombres y mujeres del mañana.

El acto municipal por la efeméride tuvo lugar a la sombra de la frondosa arboleda del Circulo Infantil “Roberto García Blanco”, el primero de su tipo en el país, escenario que se lleno de la magia y la alegría de nuestros príncipes y princesas.

Durante la emotiva actividad se presentaron tonadas campesinas, rondas, poesías, danzas, y adivinanzas, que protagonizaron los infantes del mencionado centro.
Durante la celebración fueron reconocidos los padres que se destacan en las actividades que convoca la institución y los trabajadores ejemplares.

Heidys Hernández Oramas, docente en formación de la Educación Preescolar, en sus palabras destacó la satisfacción por haber escogido esta profesión que demanda una adecuada preparación y una alta dosis de amor.

En tanto la educadora Damaris Atencio, expresó que no existe premio mayor que la sonrisa de un niño obsequio que reciben a diario quines tienen la misión de educarlos y formarlos.

Actividades similares a esta se realizaron en el Círculo Infantil Principitos de Vilma, el que abrió las puertas a la comunidad y la familia para que disfrutara el regalo del más joven relevo de la Patria.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar