El municipio de Amancio ubicado en el extremo sur del oriente cubano y bañado por las cálidas aguas del Golfo Guacanayabo, está expuesto al impacto de fenómenos meteorológicos, lo que obliga a adoptar medidas que protejan la población y los recursos del estado.

Ocasión especial para comprobar la efectividad de las acciones con vistas a contingencias es el desarrollo del ejercicio Meteoro 2012 que en la jornada del sábado puntualizó los planes de reducción de desastres el Grupo Económico y Social, junto a los distintos subgrupos, así como se activó el Centro de Dirección contra catástrofes.

Hoy domingo tuvieron lugar ejercicios de evacuación de la población  hacia obras protectoras del  Teatro de Operaciones Militares de esta sur occidental localidad tunera.

Durante las demostraciones se comprobó la efectividad en la movilización y desmovilización de la población en situaciones extremas, además de la vitalidad de servicios básicos como la alimentación, la atención médica y el trabajo del Subgrupo de Educación, Cultura y Deportes.

Benedicto Peña Guerra, miembro del Buró Provincial del Partido Comunista de Cuba en Las Tunas que atiende la esfera Político Ideológica, quien estuvo acompañado de las máximas direcciones del Partido y el Gobierno en Amancio, refirió que los ejercicios se caracterizaron  por la rapidez, seriedad y organización, así como expresó la necesidad de estar cada vez más preparados para enfrentar cualquier fenómeno climatológico.

Previamente aconteció la semana de reducción de desastres donde se realizaron acciones como: canalización de desagües, poda de árboles, limpieza de tragantes, alcantarillas, mejoras de redes eléctricas y prevención de incendios.

Meteoro 2012 pone a prueba la capacidad de los cubanos para disminuir vulnerabilidades ante desastres naturales y donde la prioridad es la protección de las personas,  principal divisa de nuestra sociedad.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar