Cuba contra el bloqueo norteamericano.

El desarrollo de la sociedad cubana actual enfrenta una de las políticas más crudas y despreciables impuestas por el gobierno de los Estados Unidos. Todos los sectores sienten las carencias y limitaciones, pero seguimos adelante.

Micrófono Abierto, el programa de opinión y debate de Radio Maboas, retomó la temática con un panel compuesto por integrantes de la Unión de Periodistas de Cuba (Upec), en el municipio de Amancio.

A partir de un amplio bosquejo histórico, la licenciada Niria Isabel Cardoso Estrada, expuso los antecedentes históricos que son en sí mismos, la base de un acomodo económico y político organizado en Cuba antes de 1959. De la misma manera, expuso las principales dificultades en los sectores de la Salud y la Educación.

Por solo citar un ejemplo, en el primero se evidencia a través de la falta de reactivos para complementarios en el Departamento de Medios Diagnósticos, donde, además, laboran con dos microscopios, cuando el mínimo deberían ser 6; sin dejar de mencionar la severa explotación de dichos equipos diariamente. Unido a esto, la climatización general en distintas áreas, la falta de antibióticos de tercera generación, los medicamentos para las enfermedades oncopediátricas;  así como tecnología de avanzada en servicios como Cuidados Intensivos.

La Educación, específicamente, la Escuela Especial “Darío Guevara”, pudiera extender su capacidad para la atención a niños y niñas con necesidades auditivas, débiles visuales, además de equipos necesarios para la formación de habilidades en talleres de carpintería, corte y costura, entre otras modalidades, que permitirían un mayor desarrollo y preparación cuando estén incorporados a la vida social.

Otros frentes locales como la cultura, los servicios, el deporte,  y el Sistema de Atención a la Familia, fueron expuestos por la licenciada Ana Iris Figueredo Torres, quien  también apuntó la búsqueda de soluciones ante carencias que afectan a todos en general.

Por su parte, la licenciada Danay Naranjo Viñales, ofreció una amplia explicación acerca del impacto del bloqueo en la principal industria amanciera. Hoy, se aprecian insuficiencias por la falta de entrada de piezas y equipos para la transportación de caña, las producciones mecánicas y servicios de talleres; la explotación de sus producciones, y la importación de tecnologías e insumos, entre otros.

En el período de marzo de 2017 a marzo de 2018, existe un incremento en las afectaciones por el bloqueo en forma general por concepto de 700 mil 400 dólares. Asimismo, en más de medio  siglo las pérdidas oscilan en el orden de los 113, 5 millones de dólares en la industria azucarera.

El bloqueo es directamente proporcional a los deseos del gobierno norteamericano de apoderarse del mayor archipiélago del Caribe. Un sueño que tiene más de un siglo y aún no han podido realizar. 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar