Elevar niveles en la producción de alimentos, compromiso del campesinado. Foto: Archivo Radio Maboas
Elevar niveles en la producción de alimentos, compromiso del campesinado. Foto: Archivo Radio Maboas

Convencidos de su alta responsabilidad de producir alimentos para el pueblo, representantes de las diferentes bases productivas de Amancio, reafirmaron ante las autoridades locales, que el campesinado de este sureño municipio de la oriental provincia de Las Tunas, responderá ante el llamado de la dirección del país como lo ha hecho en los momentos difíciles.

Todos los temas tratados giraron alrededor del programa de desarrollo, así como sobre la necesidad de lograr el autoabastecimiento local y la sustitución de importaciones, donde el cumplimiento de los planes, es el motor impulsor de esta gran tarea.

Especial importancia tiene la necesidad de fomentar la siembra de cultivos de ciclo corto en los que sobresalen por su demanda el boniato, la yuca, la calabaza y el maíz, los cuales  muestran deficiente abastecimiento en mercados y placitas.

Y aunque se reconoce que los programas de siembra han sido intensos, estos no se han realizado con la celeridad necesaria, por lo que se recomienda apelar al intercalamiento de cultivos y la consolidación de polos productivos, sobre todo, los dedicados a los frutales, los cítricos  y al plátano.

No se queda atrás el desarrollo ganadero, de donde se derivan las producciones de leche y carne entre otros,  sobre las cuales se insiste en continuar elevando el nivel de control y exigencia por parte de los responsables en cada estructura de base, quienes deben buscar alternativas para concentrar la recogida de leche en un solo punto y así  lograr el uso eficiente y racional del combustible.

En fin que para lograr las nuevas transformaciones, las autoridades de la agricultura realizan un levantamiento en el Consejo Popular 05 de los kilómetros, donde se concentran la mayor cantidad de bases productivas, para conocer las potencialidades de cada una de ellas, trabajo que se extenderá a las demás demarcaciones del municipio.

Se insiste en garantizar la entrega mensual de 3 libras de carne y 30 de viandas por cada poblador y para ello es preciso tomar conciencia y fomentar la cría de ganado menor como cerdo y ovejo, además de gallinas, patos y conejos.

Tomando la producción de alimentos, como tarea priorizada e indispensable para lograr la seguridad alimentaria de los cubanos en los tiempos que se avecinan, se impone que cada cual cumpla con lo que le corresponde, le otorgue la seriedad que amerita y tome conciencia que de ahí depende en gran medida enfrentar victoriosamente el recrudecimiento de una política hostil cuyo objetivo es asfixiarnos  y que nos rindamos por hambre.  

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar