Pobladores amancieros durante la celebración del acto municipal por el 26. Foto: Rafael Aparicio CoelloLa trascendencia para el presente y futuro de la nación de los sucesos ocurridos el 26 de julio de 1953 constituye para los amancieros un punto de partida en el empeño de construir un socialismo próspero y sostenible con apego a las mejores tradiciones combativas y revolucionarias heredadas de un complejo proceso histórico e identitario que constantemente se renueva. 

Por ello, la celebración del Día de la Rebeldía Nacional en la joven provincia de Artemisa, -encabezada por el General de Ejército Raúl Castro Ruz, presidente de los Consejos de Estado y de Ministros-, repercutió entre los pobladores de la más sureña de las localidades pertenecientes a la provincia cubana de Las Tunas.

Jorge Enrique Reyes Eduardo, representante del Sindicato Nacional de Trabajadores del Comercio, la Gastronomía y los Servicios en esta oriental comarca, significó que las palabras pronunciadas por el Comandante de la Revolución Ramiro Valdés Menéndez, resumen la esencia de los ideales que inspiraron a la Generación del Centenario, -liderada por Fidel Castro Ruz-, a levantarse en armas para transformar el status quo imperante en aquel entonces.

“El heroísmo y decisión de Fidel y sus compañeros de luchas abrieron las sendas del futuro para hacer realidad los sueños independentistas de José Martí, y de construir una nueva República con todos y para el bien de todos. Con este legado, las nuevas generaciones de cubanos estamos muy comprometidas hoy día, trabajando con mayor sacrificio, conciencia y plena confianza en el perfeccionamiento de nuestro socialismo”, afirmó Reyes Oduardo.

Por su parte, Mirsia Sadys Marrero, ama de casa, destacó la importancia que tiene la unidad ideológica en torno a la Revolución para hacerla más fuerte, con el concurso de la familia y la comunidad. “Desde nuestros hogares, también lograremos el avance y el desarrollo del país, educando mejor a nuestros hijos, fortaleciendo el funcionamiento de los Comités de Defensa de la Revolución y la Federación de Mujeres Cubanas, erradicando las indisciplinas sociales, y rescatando valores y principios que son fundamentales”, subrayó.

Trabajadora de la Dirección Municipal de la Vivienda en Amancio, María Teresa Quirós Bravo, resaltó los esfuerzos que lleva adelante el Estado para poner en práctica los lineamientos económicos y sociales aprobados en el VI Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC), y los avances de estas políticas para elevar la calidad de vida del pueblo.

"Debemos preservar la historia, y todo su inmenso caudal en bien de la juventud, pues en sus manos está la responsabilidad de continuar los destinos de nuestro país", reafirmó esta amanciera, que al igual que sus compatriotas, está segura de que la victoria de las ideas será perdurable.  

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar