Foto: Ana Iris Figueredo Torres

Teniendo en cuenta la actual situación coyuntural por la que atraviesa el país como resultado del recrudecimiento de la inhumana política de bloqueo al que nos somete el gobierno de los Estados Unidos, Cuba  enfrenta un déficit de combustible que interfiere en el desarrollo de los servicios vitales a la población y los procesos productivos.

Por eso, se hace el llamado al ahorro en todas las esferas y organismos, en los que se crean planes dirigidos al uso eficiente y racional del combustible y de la energía eléctrica, además de crear conciencia en los colectivos laborales y la población sobre la importancia de no derrochar, usando solo lo necesario.

La Dirección de Cultura en el municipio de Amancio no escapa a estas medidas, según  expresó Pedro Pablo Ponciano Pérez, subdirector administrativo  del referido organismo, quien agregó que como la entidad no tiene asignado combustible, deben dedicar parte del presupuesto para recibir algunos servicios.

Se decidió como alternativa el empleo de coches de tracción animal para el traslado de audios y otros medios indispensables en la realización de actividades culturales, además de implementar como medida el Autoapagón en el horario pico, por lo que no se debe hacer uso de computadoras, ni tener luces encendidas innecesariamente en el  lapso  de 11:00 am a una de la tarde, así como de 6:00 pm a 10 de la noche.

También se hacen ajustes en el tiempo de realización de las actividades , para que estas tengan lugar en el momento de menor consumo,  y se insertan las acciones de ahorro en el resto de las instituciones culturales de la localidad.

Para los cubanos esta es una más de las contingencias, las cuales estamos acostumbrados a enfrentar producto del empeño del imperio del Norte de asfixiarnos y obligarnos a que renunciemos a todo lo que logramos con honor, sangre y sacrificio de nuestros antepasados,  algo a lo que no debían aspirar  jamás.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar