El politécnico agroindustrial “Juan Manuel Ameijeiras” del municipio de Amancio abre sus puertas este curso escolar con una matrícula que supera los 500 estudiantes, de ellos 226 son de nuevo ingreso.

El centro cuenta con la cobertura docente completa y los aseguramientos de la base material de estudio y de vida para el desarrollo del proceso docente educativo, así como la escuela recibió la reparación de la carpintería y el mobiliario escolar, además haber sido pintadas sus áreas interiores y exteriores.

Para Noralvis hoy es un día especial, sus vástagos Yordanis y Saily,  inician un nuevo curso; el comienza el preescolar y ella el primer año de la carrera de Medicina.

El pequeño Yordanis está feliz entusiasmado con su uniforme, el universo de números, letras y colores que se abre ante él y para Saily un mundo desconocido pero apasionante junto al compromiso que entraña prepararse para contribuir a elevar la salud del pueblo.

El Instituto Politécnico Agroindustrial “Juan Manuel Ameijeiras” del municipio de Amancio dio la bienvenida oficial al curso escolar 2011-2012.

El emotivo acto que reunió a profesores, estudiantes y padres se convirtió en un compromiso para que la educación cubana continúe consolidándose y avanzando a planos superiores.

6 752 estudiantes amancieros estarán sentados en sus aulas este lunes cinco de Septiembre cuando inicie el curso escolar 2011-2012.

Bienvenido Pérez Aguirre, director de Educación en esta localidad ubicada al Sur de Las Tunas, precisó que 57 escuelas abrirán sus puertas con todos los aseguramientos de la base material de estudio y de vida.

Ermeregildo Turro DuránCon la experiencia de una década en las filas del Partido Comunista de Cuba, el licenciado Emeregildo Turro Durán, siente el orgullo de ser uno de los 21 integrantes de la delegación del municipio de Amancio, a la Asamblea de la organización política en Las Tunas.

Sin pensarlo dos veces, Bienvenido Pérez Aguirre, echó manos al morral, lo cargó de libros, orientaciones metodológicas y cuanto documento útil encontró a su paso, y en una noche de octubre del pasado año, viajó hasta la República Bolivariana de Venezuela, para hacerse cargo de la coordinación de la Misión Educativa cubana en el estado de Trujillo donde teje sueños de amistad y saber.