En comparación con el resto de la provincia de Las Tunas, el municipio de Amancio muestra un ligero incremento en la tasa de natalidad, pues en los primeros tres meses del 2014 se han producido 94 nacimientos más que en igual etapa precedente.

Según Yadneris Abreu Tamayo, jefa de Registros Médicos en la Dirección Municipal de Salud, anualmente nacen más niñas que niños, aunque la cifra entre unos y otros no es significativa, y se promedian 3 partos diarios.

En consulta realizada al Máster en Psiquiatría Felipe Salazar Jamienson, al frente del Grupo de Salud Mental en esta localidad ubicada a unos 100 kilómetros de la Ciudad de Las Tunas, señaló que las entre las causas del decrecimiento de la natalidad se debe en primer lugar a los problemas económicos, la carestía de los productos de canastilla díganse cuna, colchón y ropa de bebé, la vivienda y los problemas de convivencia, así como la independencia que ha logrado la mujer y las posibilidades para superarse como profesionales.

También se incluye la existencia de consultas como la de planificación familiar la que permite decidir cuál es el momento óptimo para tener hijos.

Por su parte, la Doctora Saily Medrano Ledesma, especialista en Ginecología y Obstetricia en el hospital general “Luis Aldana Palomino” de Amancio, explicó que estos factores influyen en el decrecimiento de la natalidad, pues el desempeño que logran las féminas cubanas les da la posibilidad de pensar primero en estudiar, trabajar y estabilizarse para luego dedicarse a concebir los hijos.

Sin embargo, explicó, el ovario, al igual que el resto de los órganos, envejece y es vital planificar la familia en plena edad reproductiva; a esto se unen las Infecciones de Transmisión Sexual (ITS), que ocasionan inflamaciones pélvicas y conllevan a trastornos como la infertilidad, además de incidir el uso y abuso de los métodos contraceptivos.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar