El dignatario le expresó al líder de la Revolución Cubana su agrado por esta su primera visita a Cuba, al frente de una delegación. Asimismo recordó la visita de Fidel a su país y su significación en el fortalecimiento de la amistad entre los pueblos nipón y cubano.

En un diálogo franco, ambos se refirieron a las centenarias relaciones entre nuestras dos naciones, que continúan desarrollándose y a las que contribuye este viaje del premier japonés.

Intercambiaron sobre las complejidades y los peligros que vive el mundo y la necesidad de fortalecer los esfuerzos dirigidos hacia la eliminación de las armas nucleares y la preservación de la paz.

El encuentro concluyó con el deseo mutuo y la seguridad de que la visita fortalecerá el desarrollo de las relaciones de amistad, y la cooperación en la lucha por la salud y el bienestar de los países con menos recursos.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar