Durante los debates se reflexionó sobre temas imprescindibles del quehacer femenino. Foto: De la Autora

Coincidiendo con el aniversario 12 del fallecimiento de Vilma Espín, las amancieras pasaron revista a  la implementación de los objetivos de trabajo del Décimo Congreso de la Federación de Mujeres Cubanas (FMC).

El pleno ordinario de la FMC, celebrado en esta localidad, también repudió la aplicación  del Título Tercero de la Ley Helms-Burton, engendro legislativo que pretende  regresarnos  a la ignominia y la dominación.

Durante los debates se reflexionó sobre asuntos vitales como la incorporación de la mujer a la producción de alimentos, la construcción de viviendas y el acceso al empleo, la autonomía y autoestima.

Yaneidys Pérez Cruz, secretaria general de la FMC en Las Tunas, explicó que el proceso de implementación de los objetivos de trabajo del Décimo Congreso de la organización, recoge entre las prioridades, la defensa de la Patria, la batalla por la igualdad de género y la atención a la familia.

Al hacer las conclusiones del pleno ordinario de la FMC en Amancio, Yadelsy Aguilera Segura, miembro del Buró municipal del Partido, insistió en la prevención de las indisciplinas sociales y conductas incompatibles con nuestro sistema social.

También enfatizó en la necesidad de  incrementar las acciones para estimular el acceso de las jóvenes al Servicio Voluntario Femenino, y felicitó a las federadas amancieras por resultar destacadas  a nivel provincial.