Trabajadores de las brigadas de recogida de desechos sólidos de la Unidad Presupuestada Servicios comunales. Foto: Ana Iris Figueredo Torres.
Trabajadores de las brigadas de recogida de desechos sólidos de la Unidad Presupuestada Servicios comunales. Foto: Ana Iris Figueredo Torres.

Teniendo en cuenta lo que significa para los cubanos la aplicación del Título tercero de la ley Helms Burton, así como sus consecuencias en la vida de cada ciudadano, los trabajadores de  los diferentes colectivos que conforman la Unidad Presupuestada Servicios Comunales en el municipio de Amancio, expresan su rechazo ante tan tamaña pretensión.

Julio Martínez Arco, director de la referida entidad local refiere que con su aplicación se ha recrudecido el bloqueo al que por más de 6 décadas nos somete el Gigante del Norte.

Aunque, ya nos afectaban las limitaciones de recursos para el desarrollo de las diferentes actividades, hoy ,con la aplicación de esta ley garrote, se recrudece el bloqueo hacia nuestro país, lo que atenta contra la calidad de los servicios que prestamos, apuntó el directivo.

A esto hay que agregar el deterioro evidente de los viales, donde no contamos con los recursos financieros para asumir esta tarea de vital importancia, si tenemos en cuenta el mal estado de los mismos a nivel de país.
 
La no disponibilidad de otros recursos, de piezas de repuesto y combustible afecta el desempeño de estos hombres y mujeres, según expresa Sergio Padrón Benítez, subdirector de abastecimiento y transporte.

En estos momentos en esta entidad amanciera los dos equipos destinados a la recogida de desechos sólidos están fuera de servicio, uno por falta de neumáticos traseros y otro por piezas de repuesto

Los mandatarios de turnos de  los Estados Unidos, conocen de los principios que defendemos los cubanos respecto a la libre determinación en nuestros asuntos internos y la no injerencia extranjera, seguros de continuar por este camino el cual transitamos desde aquel primero de enero de 1959.