El programa de rehabilitación de las redes eléctricas en el municipio de Amancio, marcha a un 95 por ciento, priorizándose la eliminación de las zonas de bajo voltaje y las tendederas, además de la instalación y cambio de transformadores, entre otras tareas.

Lo anterior lo dio a conocer el Ingeniero Evelio Benítez Martí, jefe del Departamento de Operaciones en la Unidad Empresarial de Base Eléctrica en la localidad, quien agregó que uno de los objetivos es lograr mayor confiabilidad en las prestaciones, tanto al sector residencial como el estatal. 

A partir de un levantamiento a las comunidades urbanas y rurales con mayores dificultades, hoy solo quedan algunas zonas en la cabecera municipal en las que es preciso el mantenimiento, como es el caso de los repartos Las Delicias, Las Estancias, Jardín 1 y 2, así como El Progreso.

El directivo ponderó las ventajas de las acciones emprendidas, entre ellas la elevación del voltaje y la reducción de las pérdidas técnicas de energía, por lo que se trabaja para convertir líneas de alimentación en los circuitos de 4.16 Kv a 33 Kv a fin de eliminar cargas en las subestaciones, y que estas sean más estables.

Desde el inicio de la rehabilitación de las redes eléctricas, en la más sureña de las localidades tuneras se han invertido alrededor de 60 mil pesos en moneda libremente convertible para la compra de recursos y materiales de alta tecnología, que contribuirán a imprimir mayor calidad y confiabilidad a tan necesario servicio.

La energía constituye en el mundo contemporáneo una mercancía más, una entidad de valor económico y social, y constituye un elemento insustituible para la cultura general e integral de cualquier persona en el siglo XXI.