Destacamento de vigilancia costera en Guayabal. Foto: Danay Naranjo Viñales

El 23 de septiembre de 1970 en comunicado CDR- TGF sobre la lucha contra la infiltración de agentes de la CIA, se establecen los destacamentos de Avanzada para la vigilancia Mirando al Mar.

La iniciativa partió de la necesidad de proteger también las costas cubanas una vez que se hacían constituido los Comités de Defensa de la Revolución en cada cuadra. Se trataba de evitar de todas las maneras posibles el acceso mercenario al país.

Por ello esas pequeñas agrupaciones surgieron en poblados y caseríos costeros a lo largo y ancho de la Isla e integrados por hombres y mujeres de gran honestidad, integridad física y moral.

En el municipio de Amancio tenemos el privilegio de contar con 11 fundadores de los Destacamentos y otros 9 compañeros, destacados en el enfrentamiento a las ilegalidades desde nuestras costas.

Su labor va más allá de impedir la entrada o salida ilegal del país. Incluye también evitar los recalos de drogas o el uso indebido de embarcaciones, erradicar las acciones en contra de los ecosistemas marinos, contra la flora y la fauna... y todo lo que ponga en peligro nuestra tranquilidad o vaya en contra de las leyes establecidas.

Hoy los Destacamentos se nutren de la fuerza joven, que toma experiencia y asume el reto con la misma responsabilidad de los primeros.

Muestra de ese trabajo conjunto es que hoy se encuentren entre los mejores de su tipo en la provincia y el país. De ahí que sean visitados por pobladores de otras provincias para felicitarlos y compartir las vivencias.

Hay que destacar que este 2020, por primera y única vez, estos eternos guardianes recibieron el sello 50 Aniversario de los Destacamentos en reconocimiento a su destacada labor desinteresada y altruista.

Gracias a quienes abrieron el camino que hoy se pule. A aquellos jóvenes de entonces, que ya hoy peinan canas, por su empuje y valentía. Gracias por ser eternos centinelas de las costas cubanas.