Martha Tejada, secretaria del CAM en Amancio, firma el Código de Ética de los Cuadros del Estado Cubano. Foto: Rafael Aparicio CoelloEn la Plaza Martiana del municipio de Amancio, -a 100 kilómetros de la capital provincial de Las Tunas y sitio sagrado para la historia local-,  tuvo lugar la víspera el acto de firma del Código de Ética de los Cuadros del Estado Cubano.

Este constituye un acontecimiento solemne donde los dirigentes administrativos y directores de organismos amancieros reafirman los preceptos que regulan su actuar cotidiano y el cumplimiento de las misiones encomendadas.

Para Martha Tejada Arias, secretaria del Consejo de la Administración Municipal (CAM),  el Código de Ética demuestra la madurez y capacidad del pueblo cubano para preservar las conquistas de la Revolución, así como el reconocimiento al ejercicio pleno de la mujer en puestos claves de dirección.

“Desde nuestra posición, estamos comprometidos con el pueblo, a quien nos debemos con dignidad, sensibilidad revolucionario y entrega por su bienestar, y a favor de la construcción de un socialismo más eficiente, justo y humano”, afirmó Miladys Frómeta Varona, directora de Finanzas y Precios en esta localidad del oriente cubano.

Los participantes en la firma del Código de Ética de los Cuadros del Estado Cubano, en Amancio, coincidieron en destacar las cualidades que debe tener un dirigente administrativo, que además de sus principios morales, cívicos, morales y revolucionarios, debe ser hilo conductor de la gestión del gobierno para hacer realidad la máxima del Apóstol José Martí, al expresar que Patria es ara y no pedestal.