Salvador Valdés Mesa, vicepresidente del Consejo de Estado, de recorrido por el Central Azucarero Amancio Rodríguez con el objetivo de comprobar los preparativos de la venidera zafra. Foto Barbara Borrás AguilarSalvador Valdés Mesa, vicepresidente del Consejo de Estado, sostuvo un encuentro hoy con directivos y trabajadores azucareros en el municipio de Amancio, -al suroccidente de Las Tunas-, para evaluar la  marcha de los preparativos de la zafra 2013-2014.

En el encuentro con los miembros de los Consejos de Dirección de alas unidades empresariales de base Central Azucarero “Amancio Rodríguez” y de Atención a Productores Cañeros, el también miembro del Buró Político del Partido Comunista de Cuba (PCC) conoció la situación que presenta la disponibilidad de recursos para acometer las reparaciones industriales y de equipos agrícolas, ferroviarios y de transporte automotor.

Valdés insistió en que hoy la prioridad está en producir caña y ofrecer toda la atención cultural que merece, “pues sin caña no hay centrales; de de ahí que es impertaivo elevar también los rendimiento por área, evaluar la agrotecnia de los suelos y aplicar la ciencia”, aseguró.

También afirmó que Amancio  posibilidades de aumentar sus planes productivos, y todo depende del trabajo que se haga desde el surco hasta que el azúcar salga para el puerto.

“Es preciso trabajar y hacerlo de forma eficaz y eliminar los pagos sin respaldo productivo; tener un central es una oportunidad inestimable por la cantidad de empleos que genera a partir de todos los servicios que necesita”, puntualizó el dirigente cubano.

Al concluir su recorrido por la Unidad Empresarial de Base Central Azucarero “Amancio Rodríguez”, Salvador Valdés Mesa, Vicepresidente del Consejo de Estado, insistió en la necesidad de producir azúcar con mayor eficiencia, para que esta localidad tunera responda a la tradición azucarera y a la historia que atesora.