Leticia Bembibre Almanza, realizadora de sonidos. Foto: Nelsy Rubén Larroche.Leticia Bembibre Almanza, realizadora de sonidos. Foto: Nelsy Rubén Larroche.

Traspasó los umbrales de Radio Maboas en Amancio  hace 24 años para realizar funciones de oficinista, pero su amor por la música la  llevó a escudriñar siempre que le fue posible por los estudios de la Emisora para  conocer  el arte de la realización de sonidos, con la ayuda de sus compañeros decidió torcer su camino y ser la segunda mujer en la Novia Sonora del Guacanayabo en estar detrás de los cristales dobles frente a las máquinas reproductores.

Leticia Bembibre Almanza o Lety como la nombramos  sus compañeros nos cuenta con orgullo  y nostalgia su transitar por este medio.

“Yo tengo que agradecer en estos momentos a  Manuel Menéndez, Arnaldo Boué,  Daimel Anias y  Roberto Sánchez que  trabajan como realizadores de sonidos y me enseñaron los diferentes pasos de la realización de programas, claro en esos tiempos eran máquinas de cintas magnetofónicas y en mis ratos libres cuando no tenía trabajo como oficinista me pasaba ese tiempo mirando como ellos maniobraban para dejar listo cada programa que luego llevaban para el área de transmisión”.

¿Cuándo decides  dedicarte a esa especialidad  de realización de grabación y edición de sonidos?

“En el 2001 comienza la Resolución 02 referida al pago al sector artístico y aparece la plaza de Operativa de estudio yo solicité la misma pues tenía la responsabilidad de controlar todo el sistema de trabajo de los artistas y me daba mayor posibilidad de seguir aprendiendo, en esa fecha  me incorporé a una  habilitación en la propia emisora  y ya alternaba mis funciones de colaboración en horarios de tarde-noche y los fines de semana hasta que me presenté a la comisión de evaluación territorial  con evaluación satisfactoria y más tarde renuncié a la plaza de operativa de estudio y me dediqué a lo que verdaderamente me gusta, me siento satisfecha.

¿Cómo te sentiste al ser la segunda mujer que adquiere la categoría de realizadora de sonidos en  Radio Maboas y seguir los pasos de una gran profesionalidad como Nancy del Pino Montenegro?

“Para mí fue un reto, recuerdo además  realizadoras como Mirta Valdoquin, Leticia Grillo, ambas de Las Tunas,  las personas no se imaginan lo bonito que es el trabajo en la Radio, aunque lleva mucho sacrificio ahora tenemos más comodidades y posibilidades con la digitalización, pero  necesita disciplina y convencimiento de que cuando hay carnavales, fin de año u otra festividad nuestra misión es aquí recreando a los que están en casa”.

Detrás de cada obra de Leticia está la familia, la que perdió y los hijos que nacieron.

“Si, estando en la emisora perdí a mi padre que era mi sostén y también tuve a mis dos hijos, pero siempre encontré mucha ayuda de las personas a mi alrededor, en la noche buscaba quien cuidara de  ellos y  días en que tuve que traerlos para la emisora, pero para mí es un orgullo ser realizadora de sonidos, la Radio es Bella.