Las Tunas.- El Consejo de Defensa de esta provincia del oriente cubano acordó estrechar las medidas de vigilancia epidemiológica e higienización comunal en tres manzanas de esta ciudad, para mantener bajo control un foco de transmisión familiar de la Covid-19.

En las últimas semanas fueron diagnosticadas varias personas residentes en la Circunscripción 32, reparto Buena Vista, dentro del área de Salud del policlínico Gustavo Aldereguía, al norte de la capital tunera, teniendo como fuente de contagio a un paciente que regresó de La Habana. Sin embargo, el doctor Gregory Antonio Pérez Héctor, subdirector de Salud, aclaró que “en nuestra provincia no podemos decir que tenemos un evento de transmisión local, es un foco familiar, porque todos son convivientes de una misma familia”.  

Con todo y eso, este jueves el Consejo de Defensa Provincial dio luz verde a las sugerencias de los expertos de Salud Pública para ampliar las acciones de búsqueda de posibles casos sospechosos en la zona de residencia de los positivos descubiertos desde el 21 de agosto, para impedir que se agrave allí la situación.

De esta manera, cualquier sintomático respiratorio que se detecte en ese primer anillo de vigilancia será aislado como sospechoso; y se abrirá el espectro de realización de exámenes PCR en tiempo real hasta abarcar un universo de casi 700 personas para descartar la circulación del virus.

Paralelamente, se incrementará el patrullaje por parte de las fuerzas de orden público y se elevará la presencia de los inspectores integrales, con el propósito de hacer valer lo establecido en torno al uso obligatorio del nasobuco y el distanciamiento físico. Además, a partir de este sábado 29 de agosto, entrará en vigencia allí la suspensión de venta de bebidas alcohólicas y alimentos después de la 6:00 de la tarde. Otro paso preventivo será la limpieza con una solución clorada de vías de mucho tránsito cercanas a esta zona como la avenida Camilo Cienfuegos y en particular, la calle M. Domínguez.

“No podemos confiarnos. Los estudios demuestran que el SARS-CoV-2 está teniendo un comportamiento diferente a cuando inició la pandemia”, expresó el subdirector de Salud Pública Provincial. El doctor Pérez Héctor citó las cifras nacionales para hacer notar que sigue incrementándose el porcentaje de casos asintomáticos de Covid-19 respecto al total de encontrados.  

“Cualquier persona que deambule por la calle sin nasobuco o que irrespete las normas de distanciamiento puede ser una potencial fuente de contagio”, subrayó. Por lo tanto, afirmó, “es vital que se respete lo indicado, el real distanciamiento físico y las medidas de higiene, tanto en hogares como en instalaciones estatales o donde se ejerce el trabajo por cuenta propia”.

Sobre este último aspecto hizo hincapié en que los inspectores sanitarios han descubierto inmuebles públicos incurriendo en un peligroso relajamiento de las pautas de protección epidemiológica, como la existencia de los pasos podálicos y el uso de soluciones cloradas o alcohólicas para el lavado de las manos. “Esto no podemos permitirlo”, sentenció.

A mediados de julio, Las Tunas, como la mayor parte del país, pasó a la fase 3 en la recuperación del nuevo coronavirus. No obstante, en lo que va de agosto ya se han diagnosticado aquí nueve casos incidentes en la tasa de la enfermedad en el territorio. Cifras superiores a estas solo se registraron en el peor mes de la pandemia: abril.

______________
Fuente: Periódico 26