Construcción

Alrededor del 50 por ciento de las viviendas que se construyeron por esfuerzo propio en Las Tunas en 2015 fueron consecuencia de la entrega de subsidios, un programa para apoyar las acciones constructivas de personas con problemas económicos, el cual, a pesar de su impacto social, aún presenta atrasos en su ejecución.

Los gobiernos municipales del territorio han otorgado más de dos mil 700 por un monto de 71 millones de pesos, para mano de obra y compra de materiales; sin embargo, esa cifra representa apenas el 10 por ciento del total de solicitudes recibidas desde que en enero de 2013 se comenzó a aplicar esta medida.

La mayoría de las personas beneficiadas con la ayuda financiera gubernamental forman parte del grupo de más de 12 mil ciudadanos afectados por el huracán Ike, que en 2008 devastó en casi un 60 por ciento el fondo habitacional.

De acuerdo con los resultados de la X Comprobación Nacional al Control Interno, la principal causa de los atrasos en la entrega de subsidios se corresponde con la falta de financiamiento, aunque también influyen la morosidad en los trámites documentales, el desconocimiento de la legislación vigente sobre el programa y la superficialidad en los análisis para la evaluación de los expedientes.

El presupuesto disponible para el subsidio se corresponde con el 48,5 % del Impuesto recaudado sobre la venta en la comercialización de materiales de construcción, otro programa que en Las Tunas, aunque recientemente fue evaluado en Avance, tiene sus mayores dificultades en la gestión de venta y la creación de nuevas capacidades productivas.

Los beneficiados con subsidios han señalado además que otra de las dificultades que enfrentan está relacionada con la compra de los materiales. A pesar de que tienen prioridad en las tiendas para realizar las compras en ocasiones existe desabastecimiento y deben contratar más de un viaje para acceder los suministros, lo que limita su capacidad de compra.

En ese sentido las autoridades territoriales fomentan la producción local de materiales de la construcción. Este año Las Tunas es capaz de producir más de 37 renglones, lo que abarata los costos y pudiera asegurar una mayor disponibilidad de recursos en las tiendas.

Fuente: Periódico 26

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar