Atención al adultomayor en Las TunasPara muchos arribar a la tercera edad constituye un desafío, la alegría de los años vividos, otros, sienten sobre las espaldas un enorme peso acompañado de un cambio de imagen y la aparición de enfermedades. Lo cierto es que todos necesitan atenciones especiales para vivir con calidad esta etapa igual de especial a las precedentes.

Actualmente el índice de envejecimiento en Las Tunas es superior a un 17 por ciento y se espera que para el 2025 (al igual que toda la población cubana) posea las características de un territorio envejecido. El incremento de este grupo de edades se debe a la baja tasa de natalidad y la mejora de la esperanza de vida al nacer que aquí es de 78 años.

El transcurso de los años trae consigo el deterioro de la actividad motriz de las personas. Ante ello, adquiere gran importancia el cuidado de los ancianos con la participación de la familia, la escuela, organismos y la comunidad. Los especialistas aseguran la necesidad de preparar al organismo desde etapas previas para garantizar una ancianidad satisfactoria.

La protección a la tercera edad -desde el punto de vista social, legislativo y de asistencia médica-constituye una prioridad y un logro del sistema cubano que se materializa con la implementación del programa integral de atención al adulto mayor. El gobierno acrecienta sus esfuerzos con el fin de mantener, prolongar y recuperar la funcionalidad física, mental y social de este grupo.

Este 15 de junio, los longevos tuneros y de toda la isla celebraron el Día Mundial de toma de conciencia del abuso y maltrato en la vejez, seguros de habitar en un lugar donde se respetan sus derechos. Las instituciones de salud y organismos llegan a esta jornada con el reto brindar cada día un servicio de mayor excelencia a la altura de lo que merece este segmento poblacional.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar