Lucha contra el consumo de drogasLas adicciones provocan serios daños a la salud de las personas;  su tráfico y consumo ilícitos ahuecan, socavan los cimientos de cualquier sociedad. En Cuba se brinda atención a esta problemática, incompatible con los principios revolucionarios.

En el sistema educacional cubano se implementan dirigidas a la formación y orientación de niños, adolescentes y jóvenes sobre el peligro que constituyen las drogas.

En el Instituto Politécnico Industrial (IPI) “Juan Manuel Ameijeiras”, de Amancio, están caracterizados los estudiantes fumadores y sus familias, para impartirles charlas educativas, en tanto se promueven actividades psicopedagógicas, y personal de la salud socializa sobre las consecuencias de esas prácticas nocivas.

Por otra parte, en las preparaciones metodológicas se insiste en la prédica del ejemplo para que los profesores no fumen en presencia de los alumnos.

Los docentes aprovechan las clases y otros espacios fuera de las aulas, para incentivar el conocimiento sobre este tema.

Esta labor profiláctico-preventiva en el centro insignia de la enseñanza técnico-profesional  en Amancio,  resulta positiva y digna de imitar, y constituye un ejemplo de lo que se hace en la mayor isla del caribe para preservar la salud física y emocional de jóvenes y adolescentes.