Con un reconocido prestigio, la Destilería Sevilla, perteneciente a la Unidad Empresarial de Base Derivados, en el municipio de Amancio, al sur de Las Tunas, se ratifica en la preferencia de los clientes por la calidad de sus producciones.

Para comprobar los niveles de eficiencia en los alcoholes, tanto los destinados al consumo nacional como al mercado internacional, se realizan muestreos periódicamente para comprobar su composición química.

Leonardo Esquivel  Soa, primer químico del laboratorio de esa entidad, aseguró que se realizan todos los análisis pertinentes para garantizar los requerimientos demandados por los clientes.

Estas muestras son comprobadas además en el laboratorio del  Centro de Referencia de Alcoholes y Bebidas (CERALBE), adjunto al Instituto Cubano de Investigación de los Derivados de la Caña de Azúcar (ICIDCA), en La Habana.

Durante el pasado mes de mayo, la Destilería Sevilla cumplió su plan de producción al102 %, lo que asegura mayor eficiencia y productividad, según declaró Roberto López, director de ese colectivo, que provee de levadura al mercado, con muy buena aceptación.

El reto de los trabajadores de la Destilería Sevilla, en el municipio de Amancio, es  perfeccionar el sistema de control de la calidad, elevar las producciones y obtener mayores utilidades.