Imprimir
Categoría: Producción de alimentos
Visto: 78

Producción de alimentos. Foto: Danay Naranjo Viñales

El Ministerio de la Agricultura en el país dispone de una estrategia que permite incentivar la producción de alimentos desde todas las aristas, y con ello, ofrecer al pueblo mayor cantidad y variedad de productos.

Producción de alimentos. Foto: Danay Naranjo ViñalesUnido a ello se trabaja en aras de alcanzar la soberanía alimentaria y nutricional de cada municipio, donde desempeña un rol importante el programa de Autoabastecimiento.

Aunque múltiples son las acciones que se desempeñan en el municipio de  Amancio, los módulos pecuarios devienen instrumentos esenciales para el programa cuya confección demuestra que, a partir de la autogestión de recursos, pueden generarse alimentos preciados para la mesa del cubano.

Crear estos espacios en cada forma productiva constituye hoy una de las misiones del campesinado amanciero, conscientes de que los resultados beneficiarán  a los asociados, sus familiares y al pueblo en general, en los mercados agropecuarios del municipio , donde se expenden a más bajo precio.

Vale aclarar que estos módulos no minimizan el cumplimiento de la principal tarea de la base productiva, y por el contrario, permite que se críen las diferentes especies de animales, ampliando los convenios con la Ganadería, Porcino y la Avicultura.

Además incluye la siembra de la caña,  cultivos varios, plantas proteínas, que sirven como alimentos para los cerdos, aves, carneros, chivos y vacas.

Hay que reconocer también el empeño de nuestros productores en el cumplimiento de esta tarea, surgida como respuesta a los efectos de la COVID-19, el bloqueo estadounidense y en aras de una mayor soberanía alimentaria nacional.

Retomar la confección de estos  módulos constituye no sólo una necesidad sino una excelente alternativa, y que el municipio de Amancio marcha de forma positiva.

Resta intercambiar experiencias, donde los de mayores resultados contribuyan a  que el resto los obtenga. Se trata de una política que llegó para quedarse, en medio de limitaciones.